Please update your Flash Player to view content.
FIESTAS Y EVENTOS en ALMONTE >> ROMERÍA DE "EL ROCÍO" EN ALMONTE

IDIOMAS

FIESTAS Y EVENTOS

SERVICIOS TURÍSTICOS

FERIAS & MERCADOS

REDES SOCIALES

Plataforma Digital de Fiestas en Facebook Plataforma Digital de Fiestas en Google Plus


Banner
Banner
ROMERÍA DE "EL ROCÍO" EN ALMONTE Imprimir Correo electrónico
FIESTA DE INTERÉS TURÍSTICO INTERNACIONAL
 romeria de el rocio - almonte

.

Fin de semana de Pascua de Pentecostés (hasta el lunes)

Fecha variable según el calendario litúrgico

CALENDARIO

cconsiderada la romería más relevante de España, la ermita de El Rocío, que se encuentra en la aldea almonteña del mismo nombre, se abarrota de volantes con lunares, bastones, algarabía y paso firme sobre un camino tantas veces recorrido.

.....Las hermandades afiliadas a la Hermandad Matríz superan el centenar y los romeros que recorren el camino se acercan al millón.

.....A la religiosidad popular se le une la belleza del entorno natural, el folclore en todos sus aspectos: vestimentas, carros, caballos... las paradas nocturnas, y en especial la Salve que se repite cada noche.

.....Conquista esta tierra, a los musulmanes que la llamaban al-Yabal (Almonte),  Alfonso X el Sabio, quién ordenó levantar un santuario (1270-1275), destruido por el terremoto de Lisboa en 1755, en el que reside el origen de lo que hoy conocemos.

.....Del siglo XV proviene la leyenda del descubrimiento de la imagen que hoy se venera.

.....La secuencia álgida de la romería se produce cada lunes de Pentecostés, momento en que la Virgen sale de la Ermita portada a hombros de los almonteños. Este acto pone fin a la peregrinación, y tras él los romeros inician el camino de vuelta a sus respectivos puntos de partida.

.

..

ENLACES RECOMENDADOSAUDIOVISUALES

.

.

CARTELES
Año 2015 Año 2014
2015 - el rocio - almonte  2014 - el rocio - almonte 

.

LEYENDA, RECOGIDA EN LA REGLAS DE LA HERMANDA MATRIZ DE 1758

el rocio - almonte

.....«Entrado el siglo XV de la Encarnación del Verbo Eterno, un hombre que había salido a cazar, hallándose en el término de la Villa de Almonte, en el sitio llamado de La Rocina (cuyas incultas malezas le hacían impracticables a humanas plantas y sólo accesible a las aves y silvestres fieras), advirtió en la vehemencia del ladrido de los perros, que se ocultaba en aquella selva alguna cosa que les movía a aquellas expresiones de su natural instinto. Penetró aunque a costa de no pocos trabajos, y, en medio de las espinas, halló la imagen de aquel sagrado lirio intacto de las espinas del pecado, vio entre las zarzas el simulacro de aquella Zarza Mística ilesa en medio de los ardores del original delito; miró una Imagen de la Reina de los Ángeles de estatura natural, colocada sobre el tronco de un árbol. Era de talla y su belleza peregrina. Vestíase de una túnica de lino entre blanco y verde, y era su portentosa hermosura atractivo aún para la imaginación más libertina.

.....Hallazgo tan precioso como no esperado, llenó al hombre de un gozo sobre toda ponderación, y, queriendo hacer a todos patente tanta dicha, a costa de sus afanes, desmontado parte de aquel cerrado bosque, sacó en sus hombros la soberana imagen a campo descubierto. Pero como fuese su intención colocar en la villa de Almonte, distante tres leguas de aquel sitio, el bello simulacro, siguiendo en sus intentos piadosos, se quedó dormido a esfuerzo de su cansancio y su fatiga. Despertó y se halló sin la sagrada imagen, penetrado de dolor, volvió al sitio donde la vio primero, y allí la encontró como antes. Vino a Almonte y refirió todo lo sucedido con la cual noticia salieron el clero y el cabildo de esta villa y hallaron la santa imagen en el lugar y modo que el hombre les había referido, notando ilesa su belleza, no obstante el largo tiempo que había estado expuesta a la inclemencia de los tiempos, lluvias, rayos de sol y tempestades.

.....Poseídos de la devoción y el respeto, la sacaron entre las malezas y la pusieron en la iglesia mayor de dicha villa, entre tanto que en aquella selva se le labraba templo. Hízose, en efecto, una pequeña ermita de diez varas de largo, y se construyó el altar para colocar la imagen, de tal modo que el tronco en que fue hallada le sirviese de peana. Aforándose aquel sitio con el nombre de la Virgen de Las Rocinas».

.

HEMEROTECABIBLIOGRAFÍA

 

 

-

-

-

ACCESO USUARIOS

Registrate como usuario y recibe nuestro BOLETÍN DE NOTICIAS en tu correo electrónico. Además podrás participar en los FOROS.



Esta web utiliza cookies para obtener datos anónimos de acceso. Si continúas navegando, es que aceptas nuestra política de cookies. Para más información vea nuestra política de cookies.